Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘24’

If you don’t tell me what I want to know, then it’ll just be a question of how much you want it to hurt.

Jack Bauer (24)

Read Full Post »

Terminan las series

Como cada año por estas fechas (menos el pasado, que fue algo raruno con eso de la huelga), la temporada de series termina. Los clientes de BitTorrent (en mi caso Deluge) pueden volver a descansar, nuestras visitas a mininova se reducen al mínimo, y nos tenemos que buscar otra droga otro vicio para ocupar el hueco que dejan. Yo tengo varios anime en el disco duro de la Play esperando…

Algunas, como es el caso de Prison Break, terminan definitivamente. Que digo yo que menos mal, porque alguien debería ejecutar a sus guionistas… qué manera de estropear algo que empezó tan bien. Otras, como Lost o 24, nos dejan con ganas de ver más desde el mismísimo momento en que aparecen los rótulos de crédito. Y otras, en especial las sitcom, simplemente se “pausan” durante unos meses.

Mención especial merece este año Battlestar Galactica, que ha sabido terminar como $DEITY manda; y aún cuando su final no gustó a todo el mundo, al menos ha estado a la altura del resto de la serie. Pero a rey muerto, rey puesto, pues tendremos un spin-off de Battlestar Galactica llamado “Caprica“. Aún cuando no empezará a emitirse hasta el año que viene, el piloto puede encontrarse en las redes de pares, y tiene muy, pero que muy buena pinta.

Read Full Post »

Criptografía en 24 (II)

Ayer por la noche, viendo el capítulo de 24 emitido el lunes pasado (S07E17), encontré una nueva referencia a un algoritmo criptográfico real. En esta ocasión, se trata del algoritmo AES, que supuestamente está protegiendo una clave de cinco cifras de un panel de acceso.

AES en 24 S07E17

AES en 24 S07E17

Esta vez, el fail radica en algo que comenté precisamente en la anterior ocasión: los caracteres de la clave que están craqueando van fijándose uno a uno. Por lo menos, esta vez no le han endiñado una puerta trasera… :-P

Read Full Post »

A estas alturas, todos somos conscientes (o deberíamos serlo) de que lo que sale en las películas y las series de televisión, cualquiera que sea el campo de aplicación, deberíamos cogerlo con pinzas.

En el campo de la criptografía, la cosa resulta especialmente sangrante. Todos hemos visto esos sistemas que rompen claves carácter a carácter, o cosas similares. De hecho, ya he hablado en alguna ocasión sobre el tema…

El caso es que en el capítulo de esta semana de 24 (S07E14), hemos vuelto a encontrar un guiño hacia el mundo de la criptografía. Por desgracia, y como es habitual, cualquier parecido con la realidad es pura coincidencia. En este caso, el nombre de un algoritmo de cifrado real.

La criptoescena comienza cuando una agente del FBI se confiesa incapaz de descifrar un mensaje cifrado…

– She used her personal computer, this is very serious encryption.

¡Wow! Hombre, es de esperar que la gente del FBI disponga de sistemas de criptografía fuerte en sus ordenadores. Si yo puedo disponer de ellos…

Tras un par de minutos, encuentran a un juanker de la hostia alguien que, por lo visto, puede ayudarles. Así que le exponen el problema.

– Unfortunately, it’s encrypted with blowfish 148. No one here knows how to crack that.

Vayamos por partes. Blowfish es, efectivamente, un algoritmo de cifrado real. Y aquí acaba todo viso de realidad que pudiera tener la escena. Para empezar… ¿very serious encryption? ¿con 148 bits de clave? Vale, para tu vecina maruja sí, pero… ¿para el FBI?

Por otro lado, Blowfish es un cifrador de bloque que trabaja con claves desde 32 hasta 448 bits de longitud… en incrementos de 8 bits. Y 148 no es múltiplo de 8, así que Blowfish 148 técnicamente no puede existir.

Pero aún queda lo mejor.

– The designer of this algorithm built a backdoor into his code. Decryption’s a piece of cake if you know the override codes.
– And you do?
– Yeah.

¡Yeah, eso digo yo! Realmente, van a necesitar la ayuda de Jack Bauer para contener la furia de Bruce Schneier, creador del algoritmo; habida cuenta de su activismo a favor del full disclosure, y de que Blowfish es un algoritmo de dominio público, independientemente de su implementación.

Perdónalos, Schneier, porque no saben lo que hacen. :-P

Read Full Post »

Manipula, que algo queda

El año pasado, con eso de la huelga de guionistas, la séptima temporada de la serie 24 resultó aplazada un año completo. Para actuar como nexo entre la sexta y la séptima temporada, que se estrenará en Enero de 2009, los productores anunciaron una película titulada “24: Redemption” (inicialmente “24: Exile”), que fue emitida el domingo pasado en la FOX.

La película sigue la tónica de la serie: las infinitas, sempiternas y todopoderosas gónadas de Jack Bauer imparten justicia y venganza a partes iguales, los malos mueren, los buenos son muy buenos, las balas de una pistola del calibre 45 (de Jack Bauer) siempre aciertan, y las de un fusil AK-47 (de los malos) nunca lo hacen. Mucha acción, mucho tiro y, en definitiva, el tipo de serie que suele gustarnos a los tíos.

Lo que me llamó la atención sobremanera es la descarada manipulación que, a veces, los usamericanos hacen con aquellas cosas que llevan su firma. Atención: si no habéis visto la película y planeáis hacerlo, debéis saber que a partir de aquí vienen un par de spoilers. No muy grandes, casi sin importancia diría yo, pero spoilers a fin de cuentas. ¡El que avisa no es traidor!

El caso es que uno de los personajes, desde el inicio, es presentado como un cobarde que vive en los mundos de Yupi, empeñado en negar la realidad del rearme del malo malísimo general como-se-llame. Llegado el momento de luchar, se esconde en el refugio con los niños del albergue -que, por supuesto, ha montado un americano- dejando a Bauer solito ante el peligro. Al final, se entrega a la primera de cambio, delatando a todo lo que se moviera y vendiendo a su madre si hiciera falta.

Pues este personaje es, señoras y señores, un casco azul de la ONU. Se descubre aproximadamente cuando va a esconderse al refugio, y desde entonces no para de repetir algo así como “la política de la ONU es mantenerse neutral y no intervenir“. Pero claro, los americanos no pueden dejar que un genocidio así tenga lugar en el mundo, así que ellos sí que intervienen para defender a los pobres niños.

Moraleja “a la americana”: la ONU está llena de cobardes, que se esconden y no se atreven a intervenir; mientras que los americanos son los adalides de la libertad, que protegen la justicia, el amor y a los osos amorosos.

Vaya tela… luego se preguntan por qué medio mundo les odia.

Read Full Post »

A %d blogueros les gusta esto: