Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘Reflexiones’

El tiempo vuela

Supongo que es normal, y que no soy el único al que le pasa… pero el tiempo cada vez pasa más rápido para mí. El tener siempre muchas cosas que hacer, supongo, ayuda a hacer más notoria esta sensación.

Si echo la vista atrás a estos últimos meses, parece que fue ayer cuando decidí dejar mi trabajo en la Universidad. Viendo cómo evolucionan las cosas en el sector público, y concretamente en la Universidad, la verdad es que me alegro de haber tomado la decisión. Los que me conocen lo saben, pero apunto estuve de que el cambio de contexto fuera más agudo aún, pues una buena oferta en el momento adecuado me hizo modificar mis planes originales de escapar de Españistán.

Y si yo llegué en su momento a la conclusión de que escapar era la mejor opción, no me extraña ni me sorprende que tantos y tantos de mis amigos hayan llegado a esa misma conclusión. Irlanda, Reino Unido, Alemania, Holanda… poco a poco, la fuga de cerebros va privando a esta tierra de Alvargonzález de la gente más preparada y con más energías. Pasará factura, sin duda; pero al fin y al cabo, el atajo de sinvergüenzas que componen la clase política de este país -con total independencia del signo o afinidad lateral– prefiere librarse de la gente que piensa.

Pero dejemos a un lado el tema político, que siempre intento evitar, aunque sea por no acabar con ganas de poner cabezas en picas y exhibirlas en la plaza del pueblo.

Hablemos de lo laboral. El lunes se cumplen seis meses desde que empecé en mi nuevo trabajo, en una gran multinacional americana. Legalmente, termina el período de prueba obligatorio, y paso a ser indefinido con todas las de la ley (que gracias a la última reforma laboral, tampoco es que suponga una gran diferencia). Me siento cómodo en mi nuevo trabajo, he aprendido muchísimas cosas, me quedan aún muchas más por aprender, y veo con optimismo el camino que queda por delante. La agenda cada vez está más llena, cada vez hay más reuniones y viajes, y cada poco tiempo tengo alguna nueva tarjeta de puntos o de pasajero frecuente. Pero estoy muy contento.

Respecto a lo personal, mi chica y yo ya llevamos varios meses viviendo en nuestra nueva casa. Ya nos vamos normalizando, y cogiendo el nuevo ritmo – nuestro propio ritmo. También estoy retomando (o intentándolo) una de mis pasiones de cuando era un chavalín: el deporte. Me compré una bici, y de vez en cuando salgo a dar unos pirulos por ahí, aunque en esta época las horas centrales del día son imposibles. Tener piscina también ayuda, aunque no es una piscina en la que se pueda nadar mucho, claro…

¡Seguimos en contacto!

Read Full Post »

EOF 2011

El 2011 profiere sus últimos suspiros de agonía, y un nuevo año se asoma tímidamente. En apenas unas horas, el 2012 estará aquí.

En estos días, es la típica época en que todo el mundo reflexiona sobre sus propósitos de 2011 (casi nunca cumplidos); y, con una mezcla de condescendiente resignación por esos objetivos sin cumplir, y eufórico optimismo por el año que llega, formula nuevamente objetivos para los próximos doce meses. Y a por otra iteración.

Mi pragmatismo (en ocasiones excesivo) nunca me ha permitido participar de esas listas de propósitos y despropósitos; si bien, y como todo hijo de vecino, siempre tengo en mente mis objetivos para el futuro. Aunque de una forma continua, y nunca restringido a ese período discreto que llega con el año natural. En cualquier caso, si algo he aprendido en estos últimos años es que todo cambia a tal velocidad, que es complicado ya no predecir, sino adaptarse a los sucesos que van llegando. Pierdo la cuenta de las veces que he pensado (o expresado en voz alta) algo parecido a “si me dicen a mí hace X años que estaría haciendo Y…“.

De lo que no me libro es de la introspección, del análisis objetivo -o no- del año que se va. Y creo que ha sido bastante bueno.

En lo personal, he podido disfrutar de mis amigos mucho y muy a menudo (e incluso recuperar amistades “olvidadas“). Toca atesorar el recuerdo, porque creo que en el futuro va a ser todo más complicado. De hecho, el futuro inminente se presenta con la marcha de algunas de estas personas, lo cual ocasiona una mezcla de sentimientos agridulce: la alegría de saber que marchan hacia un futuro mejor (como los que ya se fueron, que también los hay), y la tristeza por el vacío que dejan.

También he podido disfrutar de algunos viajes (una de mis pasiones), aunque no tantos como en otras ocasiones. Fuera de la piel de toro (y de las islas afortunadas), sólo he podido conocer Viena y Bratislava. De hecho, la gente que me conoce ha notado que este año no me he marchado en mi típica escapada navideña. Tiene explicación, más tarde lo entenderéis.

En lo académico, prácticamente todo ha salido de la mejor manera posible. Empecé el año recibiendo el premio por ser primero de promoción en la ingeniería técnica, y más tarde recibí el premio extraordinario para la misma titulación (que terminé en 2009, para unas prisas). ¡Hasta me hicieron regalos en la ceremonia de graduación! Después del verano, y con un esfuerzo final que no sabía que podría llegar a hacer, logré terminar la ingeniería en tiempo récord, e incluso con mejores resultados que la ingeniería técnica.

El único fail en el terreno académico fue que no pude iniciar el máster que quería hacer. Algún genio decidió cambiar el proceso de admisión de méritos (expediente y CV) a… FIFO. Y pese a preinscribirme el mismo día de apertura del expediente, llegué tarde. Cuando hablé con el director del máster, me aseguró que para el próximo curso cambiarían nuevamente el proceso, dejándolo en méritos, como estaba otros años. En cualquier caso, más que un fail terminó siendo un everything went better than expected, porque los acontecimientos posteriores me han demostrado que, muy probablemente, el máster habría sido una carga este año.

En lo profesional, el año también ha sido bueno. No sólo por los resultados del mismo (que también), sino por la perspectiva de lo que está por llegar. Entre finales de octubre y principios de noviembre, tomé la decisión de dejar mi actual trabajo en la Universidad para saltar a la empresa privada. No fue una decisión simple, pero tanto mis circunstancias (personales y profesionales) como las circunstancias externas confluyeron, haciendo que la decisión se volviera cada vez más lógica. De hecho, técnicamente hoy termina mi contrato con la Universidad. Han sido cuatro años y medio, en los que he aprendido mucho, y de los que me llevo muchos recuerdos (prácticamente todos buenos).

Tomé la decisión de participar en la fuga de cerebros (como ya han hecho algunos amigos, y como harán en breve algunos más), y marcharme del país. Pero cuando apenas había tomado la decisión y me había informado de los pasos a seguir, me surgió a través de un contacto una oferta aquí, en Madrid. El proceso fue sorprendentemente rápido (para una empresa de estas características), en apenas un mes he pasado todos los niveles de entrevistas, y sólo queda cerrar los últimos trámites burocráticos para, en unos días, pasar a trabajar en una multinacional americana de las grandes en informática.

El hecho de que estas fechas navideñas hayan coincidido con mi marcha de la Universidad, así como con el proceso de incorporación a mi futura empresa, son el motivo de que este año no haya podido hacer ningún viaje.

En el terreno profesional también hay una pequeña nota amarga, y es que, aunque hace un año que dejé de escribir para la revista @rroba (debido a su cierre), su editorial (MC Ediciones) aún me sigue debiendo dinero. Después de algunos pagos con cuentagotas, siempre tarde y tras insistir, en verano dejaron de pagar completamente. Desde entonces llevan dándome largas y diciendo que en breve pagarán, pero tras varias decenas de correos y cinco meses, sigo igual que en agosto. Una lástima que una relación profesional tan buena, y cinco años escribiendo para la publicación, se vean empañados por este final.

En definitiva, creo que el 2011 ha sido un buen año para mí, pese a la situación de Españistán y del resto del mundo en general. Y el 2012 se presenta con muy buenas perspectivas; así que ahora toca trabajar duro para que éstas lleguen a buen puerto.

Feliz año a todos. Espero que 2012 sea, como mínimo, un poco mejor que 2011 para cada uno de vosotros.

Read Full Post »

Parece que ya empieza esa rara época del año en que, por la mañana, no puedes salir de casa sin la chaqueta; y por la tarde, no puedes ponerte nada encima de la manga corta. Esta mañana, al salir de casa tenía 7 grados en el exterior, y tuve que encender la calefacción del coche. A la vuelta, lo cogí con 24 grados, al sol, y tuve que poner el aire acondicionado.

Enlil, Tefnut, Hadad… sois unos cabroncetes…

Read Full Post »

/Asco y odio

Por fin terminó el Asco y Odio™. Con un poco de suerte, además, no tendré que hacer más exámenes (al menos de los tochos), pues en el segundo cuatrimestre sólo tengo unas pocas optativas.

Ahora, claro, toca ponerse un poco al día con lo demás. Para empezar, en el curro, donde tengo esperándome un precioso deliverable para ya, y un deadline con ciertos asuntos para dentro de un par de semanas.

¡Pero también pasan cosas buenas en estas fechas! Este viernes, aprovechando la festividad de Santo Tomás de Aquino, hay un acto conmemorativo en mi Universidad. En él, aparte de la charla del rector y el político de turno, se entregarán unas placas conmemorativas a los primeros de la promoción para cada titulación. Y hace algo más de una semana me enteré de que yo estoy invitado, pues resulta que he sido el primero de mi promoción en la Ingeniería Técnica.

Lo gracioso del asunto es que aún ni siquiera ha sido el acto de graduación -que será en Marzo- y que, si todo va bien y me da tiempo a terminar el proyecto, en septiembre debería estar terminando la Ingeniería. Esto es debido a que la lectura de mi proyecto de la técnica se hizo después del mes de septiembre, por lo que, desde el punto de vista legal, mi promoción fue 2009/2010; a pesar de que en dicho curso académico ya me encontraba cursando el segundo ciclo de otra titulación. De hecho, si puedo leer el proyecto de la superior en septiembre, se daría la divertida circunstancia de que me tendría que graduar dos años seguidos… de dos titulaciones diferentes.

Read Full Post »

¿No os habéis enterado? ¡Se acabó la crisis! ¡Y el paro! ¡Y la corrupción! ¡Y la sodomización masiva y dolorosa de la clase obrera!

Como los retrasados infraseres de la farándula del corazón no eran suficiente, el mundial de fútbol ha llegado en su ayuda. Y si nos descuidamos, llamarán al mono de tres cabezas.

Ahora sólo existe la roja, el oéoéoéoéoé, el pundonor, y su puta madre montando a caballo… pero con la camiseta de la selección, por supuesto.

Si ya lo dijo Juvenal… ¡panem et circenses!

Read Full Post »

No me gusta hablar de política. En primer lugar porque es un tema bastante polémico en cualquier ambiente, y en segundo lugar porque casi todo lo que rodea a la política y a los políticos me asquea profundamente.

Pero, a través de Escolar.net, he visto un vídeo que creo que todo el mundo debería ver. Se trata del eurodiputado franco-alemán Daniel Cohn-Bendit, diciendo una serie de verdades como puños sobre la situación económica en Europa y Grecia. El audio está en francés, pero con subtítulos en castellano (me ha parecido ver algún error menor y un par de omisiones, pero nada importante).

Read Full Post »

A partir de ahora, cuando quiera paz absoluta, incluso sin interrupciones de teléfonos móviles, creo que podré tenerla. ¿Os imagináis poder evitar que el patán de turno use el móvil en la sala de cine? ¿O en una conferencia? ¿O en un hospital? Estaría bien, ¿verdad?

En otro orden de cosas, y sin ninguna relación con el párrafo anterior, ya tengo el inhibidor de frecuencias que encargué hace un tiempo… muahahahahaha

Read Full Post »

Older Posts »

A %d blogueros les gusta esto: